Las tablas de amortizaciones como base para la evaluación de las desviaciones de comportamiento transaccional

Las tablas de amortizaciones, son reportes que muestran un despliegue completo de los pagos que deben hacerse hasta la extinción de la deuda. Una vez que se conocen todos los datos del crédito (saldo de la deuda, valor del pago regular, tasa de interés y número de periodos), se construye la tabla de amortización con el saldo inicial de la deuda, se desglosa el pago regular en intereses y pago del principal, también se deduce este último del saldo de la deuda en el periodo anterior, repitiéndose esta mecánica hasta el último periodo de pago. Si los cálculos son correctos, y dependiendo de las condiciones del producto de crédito, el usuario podrá observar que al principio el pago corresponde en mayor medida a intereses, mientras que al final el grueso del pago regular es aplicable a la disminución del principal, cabe mencionar que, como decíamos, existen métodos de pago, en los que siempre se observa el mismo abono tanto para capital como para interés en todos los periodos sin excepción. En el último periodo, el principal de la deuda debe ser cero.

 

La tabla de amortización, sirve como base para la evaluación del comportamiento crediticio real que están teniendo los acreditados en relación a ésta dentro de la empresa, y de esta manera analizar posibles desviaciones en su comportamiento transaccional que implican un sin fin de problemas.

Se pueden presentar diferentes casos de desviaciones del comportamiento crediticio del acreditado en relación con su tabla de amortización establecida; por citar algunos ejemplos se podría mencionar el caso en que el acreditado no realiza los pagos en tiempo y forma a lo citado en la tabla lo cual implica problemas por clientes morosos, cayendo en créditos incobrables y posibles pérdidas para la financiera. O en caso contrario donde el acreditado muestre un comportamiento de pagos adelantados, parcialidades superiores a las establecidas en su amortización, lo cual en lugar de ser un comportamiento favorable, pasa a ser dudoso y de investigación de dicho cliente por la financiera por posibles actividades delictivas tales como lavado de dinero, financiamiento al terrorismo, etc.

El comportamiento transaccional ideal y esperado por las financieras, sería que, las fechas y pagos recibidos de cada crédito concordaran con lo estipulado en la tabla de amortización, generando así un comportamiento ideal del cliente dentro de la empresa sin desviaciones que alteren el control y manejo de los créditos.

Mediante este conocimiento y análisis de la conducta de los acreditados es posible evaluar y predecir la conducta de terceros. Analizando el comportamiento o perfil transaccional tenemos en nuestras manos la herramienta que nos permitirá como microfinanciera reconocer las oportunidades que tenemos, así como los posibles riesgos, y de esta manera tomar medidas y acciones que fortalezcan a la financiera para tener un control sobre los créditos otorgados en mayor medida.

 


¿QUIERES SABER MÁS?
Suscríbete a nuestro boletín para recibir más información útil sobre el sector financiero.
Mantenemos tus datos en privado. Puedes conocer nuestro AVISO DE PRIVACIDAD en www.dacompsc.com